ULTRASONICA ARTÍCULOS 1998 P J HARVEY

P J Harvey, mujer agonizante

 

 

Después de invocar al diablo y devolverlo apaleado a su lugar de origen en el grandioso disco infestado de blues To Bring You My Love, P J Harvey ha mantenido una agenda muy ocupada al tiempo que parecía no ser excesivamente productiva. Apareció en el infravalorado disco Dance Hall At Louse Point al lado de uno de sus colaboradores, John Parrish, poniendo únicamente su voz y los textos.

 

Después vino su dueto con Nick Cave y una relación a la que aún le falta, para finalizar oficialmente, la respuesta de ésta a las agresivas referencias de Cave en las canciones de su último disco, The Boatman's Call. Tricky también contó con su talento en el single de su último disco, Angels With Dirty Faces, y Hal Hartley la convención para hacer su debut como actriz en el papel de María Magdalena en The Book Of Life, que se estrenará el próximo año.

 

P J Harvey es la única mujer en el rock que la gente se toma absolutamente en serio junto con Björk y, tal vez, y a un nivel inferior, Kristin Hersh. Con P J Harvey uno ve la sangre y las tripas y siente que sus canciones están escritas desde la experiencia. Is This Desire? hierve con un cierto grado de control. Gran parte de la belleza inherente de las canciones queda subvertida por los sucios sonidos que utiliza para transmitir sus emociones. Sonidos electrónicos llevados más allá, especialmente palpitantes notas de bajo que pervierten el álbum con su tono fracturado.

 

 

Hasta ahora, musicalmente, P J Harvey había superpuesto sus textos sobre bases de sucio blues. Is This Desire? incorpora, además de elementos de todo su trabajo pasado -incluyendo la electricidad abrasiva de su trabajo con Steve Albini-, sonidos tomados de los artistas más experimentales que en algún momento han estado relacionados con la música de baile. La producción de Flood se muestra escueta y frágil. Las guitarras prácticamente no existen, en comparación con las grabaciones anteriores. P J Harvey hace descansar el peso en la resonancia de su voz y en los quiebros de sus textos puestos en boca de personajes con nombre de mujer.

 

Parece que el contacto con Tricky -en la gira de To Bring You My Love, de la que éste fue telonero, o en la grabación del último disco del de Bristol- ha conducido Is This Desire? hacia el cruce del blues y la electrónica más contemporánea. Al incorporar estos ritmos en canciones como "No Girl So Sweet", "The Wind" o "The Garden", la cantante definitiva de los 90 rescribe la leyenda: en el alterado universo de este disco, la mujer del blues vende su alma al diablo no en un cruce de caminos, sino en un oscuro antro de baile trasgresor.

 

ULTRASONICA ARTÍCULOS 1998 PEZ

ARTÍCULOS 1998


Pez, activos del 98

 

 

 

 

Esto sí que es dedicación plena. Javi Pez, el músico estatal con más proyectos e ideas por minuto, debe ir pensando en poner un límite. Más que nada para no despistar a sus seguidores, que se pueden perder fácilmente entre la maraña de nombres y ediciones que les lanza así como quien no quiere la cosa. Y también por su propia salud, aunque al bueno de Javi se le sigue viendo muy lozano paseando en su bicicleta.

 

El 98 parece que será su año más productivo. Así que conviene prepararse por adelantado, con un esquemilla que permita seguirle los pasos. Si todo sale como está previsto, el proyecto llamado Instrümental, en el que juega con los samplers y el tiempo arrastrado al lado de Ibon Errazkin de Le Mans, editará un maxi-single a finales de año.

 

Su alter-ego latino Digi Onze, ese que empezó a cogerle gusto a la música de salsa especialmente, y también al son y a la música brasileña después de un breve paso por Venezuela por su trabajo en Venevisión, también publicará un álbum, aunque bastante especial. Se llamará Onze Sports, jugando un poco con lo de la Once y los ciclistas, y se acompañará de un cómic en el que Digi Onze aparecerá practicando varios deportes, lo que dará pie a las distintas canciones.

 

Junto a Txarly Brown, en su proyecto Camping Gaz & Digi Random, planea ir a Europa en verano a hacer varias sesiones y para dar a conocer a Novophonic. Irán con una cámara y rodarán unos planos en cada ciudad. El resultado, un disco de postales viajeras, con una parte en CD-Rom para que cada uno pueda ver en la tele las aventuras de Camping Gaz & Digi Random por Europa.

 

Como Electropez, su proyecto más personal -y la puesta al día de lo que fue Parafünk-, ha hecho ya algunas remezclas y tiene varias canciones compuestas. Por ahora se propone remezclar el tema «Boutique» en un maxi que se editará de Parafünk y seguirá dejando caer pequeños guiños antes de editar un disco completo.

 

Queda para el final el proyecto SOÜL, anunciado para este año, y que no son más que los cuatro músicos que se presentarán de gira como Parafünk, en un concepto más de grupo en el que los cuatro aportan sus ideas. Y al bueno de Javi Pez, que lo único que no ha hecho aún es firmar un disco con su nombre en la portada, ¿quién lo puede parar?

ANTONIO VEGA

Antonio Vega, la disección

 

Desde el principio, las vivencias de Antonio Vega ocuparon el primer y único lugar en cualquiera de sus 80 canciones. «Chica de ayer» lo atestiguaba y, por ello, desde sus inicios y a través de los años, ha ido enganchando a más y más gente. Curiosamente, a medida que los discos de Nacha Pop encontraban mayor repercusión y los suyos en solitario eran esperados con anhelo, lo que podía haberlo convertido en el solista con mayor credibilidad y éxito, su vida personal hacía aguas. Leer más

PATTI SMITH

Patti Smith, rebeldía adulta

Parece como si detrás de lo que se conoce como música independiente o alternativa hubiera siempre una cabeza responsable intentando que las melodías enganchen y que las letras sean universales. Todos lo sabemos, pero preferimos ignorarlo para colocarnos en una altura superior al resto de los que consumen músicas mayoritarias, como si todos estos artistas fueran más selectos. Pero, ¿cuánto hay en ello de la auténtica independencia? Leer más

MANIC STREET PREACHERS

Manic Street Preachers, si toleras esto…

 

El grupo que hizo una virtud de su conversión épica en el álbum que les llevó al gran público –Everything Must Go, 1996-, está de regreso, aunque 1998 los devuelve en un estado más sobrio y reflexivo. No toda aquella euforia del golpe directo que era su cuarto disco ha desaparecido, pero su efectividad ha sido rebajada por un enfoque mucho más meditado. Leer más

1 292 293 294 295 296 312