ULTRASONICA ARTÍCULOS 1997 ZONA DE OBRAS

ULTRASONICA ARTÍCULOS 1997 ZONA DE OBRAS

Ultrasonica e-zine :: Xavier Valiño

ARTÍCULOS 1997


Zona de Obras, la revista-fanzine

 

 

 

Desde la capital maña, aunque no centrado exclusivamente en esa ciudad, se viene trabajando desde hace más de dos años en una publicación –¿fanzine?- que es, sin duda alguna, una de las más interesantes que se pueden leer por estos pagos.

 

Zona de Obras es responsabilidad principal de Rubén Scaramuzzino, que hace ya más de tres años se estableció en Zaragoza, después de dejar su Argentina natal, para trabajar como diseñador gráfico. Detrás de Rubén, en la dirección, y se supone que prestando apoyo crematístico, está el misterioso Dr. Feelgood, que no es otro que el líder de la banda hispano-argentina de mayor impacto de los últimos siete años, desaparecida recientemente. Piensa un poco y acertarás.

 

Cuando Rubén llegó de Argentina tuvo la idea de elaborar una publicación en la que dar rienda suelta a su creatividad artística, recoger la actividad musical del Estado y de Hispanoamérica y acercar más los dos continentes. Y así nació Zona de Obras, que actualmente cuenta con la distribución en el Estado a través de SURCO y en Argentina y Uruguay por medios propios.

 

         Dado el trabajo de Rubén, el auténtico lujo de esta publicación es su concepción gráfica, absolutamente brillante y a años luz de todo lo que se pueda ver en este tipo de publicaciones y, por supuesto, infinitamente superior a la de las grandes revistas que cuentan con una amplia tirada. Todas las páginas están cuidadas al detalle e, independientemente del gusto personal de cada uno, no se les puede negar originalidad y buen hacer.

 


 

Los contenidos de Zona de Obras conservan la frescura de los fanzines, con alguna particularidad. Para empezar, cuentan con las entrevistas que les apetecen según su gusto musical, con las que pueden competir sin ningún problema con las revistas especializadas -Rock de Lux, Mondo Sonoro, Ruta 66, El Tubo…- y sin caer en la cutrez de bastantes fanzines. Repasemos alguna de estas entrevistas: Antonio Escohotado, Alaska, Mil Dolores Pequeños, Sabino Méndez, Bustamante, El Niño Gusano, Cheikha Rimitti…

 

Pero no se conforman con tener acceso a todas esas bandas, sino que también consiguen que buena parte del mundillo musical colabore escribiendo artículos para ellos. Así, en los últimos números puedes leer lo que piensan o desvarían Manu Chao, Antón Reixa, Kike Turmix, Malcom Scarpa, Félix -Dr. Explosión-, Sergio Algora y hasta el ex-futbolista Miguel Pardeza.

 

Otra nota diferente la pone su redacción en Argentina. Desde allí se elabora la parte dedicada a grupos y artistas sudamericanos, y, gracias a ellos, en sus páginas puedes enterarte de quienes son Massacre, Patricio Rey, Chicos Eléctricos o de las últimas propuestas de Fabulosos Cadillacs, Los Tres, Café Tacuba y Spinetta. O sea, que creen en el rock latino y no como una moda, sino como una realidad que han mamado desde siempre y de la que pueden ofrecer una opinión de primera mano. De cómo se puede elaborar una revista a caballo de dos continentes, con la redacción dividida, es algo que pasa, inevitablemente, por el correo electrónico. Cuestión de modernidades.

 

Pero no todo se reduce a una revista pretenciosa en sus contenidos. Del mundo de los fanzines toman lo mejor: su falta de complejos y prejuicios. Así, junto a lo que ya hemos mencionado, pueden aparecer artículos sobre el heavy estatal -un completísimo dossier por entregas-, autos argentinos de los 70, cine gore, reggae, chamanismo, tatuajes, el Ché Guevara, los dictadores bananeros sudamericanos, el vinilo de siete pulgadas … Muchos de ellos son lo más reconfortante de Zona de Obras, por la duda que presentan: ¿están hechos de cachondeo o son todo un tratado versado sobre la materia? Puro material para el regocijo o la polémica.

 


 

La idea original vino acompañada desde el principio de la edición de un compacto para hacer aún más atractiva su propuesta. Desde entonces,  y cada dos meses, se han dedicado a repasar lo más interesante de los sellos independientes estatales, con un completo informe sobre sus artistas y un disco compacto en el que escucharlos: Triquinoise (n1 1), Subterfuge (n1 2), Munster (n1 3), Siesta y Grabaciones en el Mar (n1 4), Roto (n1 5), Por Caridad y Hall Of Fame (n1 6), Elefant (n1 7), Animal (n1 8), y Zona Bruta, Full On y Yo Gano (n1 9).

 

Además de los nueve números editados hasta el momento, a los responsables de Zona de Obras les ha parecido que no tenían suficiente trabajo -o es que son masocas- y se han decidido a lanzar su propia línea de números especiales monográficos, con una periodicidad semestral. Empezaron por la fiebre futbolera (n1 1), acompañado por un compacto con 27 de los himnos más coreados en los campos de fútbol ingleses, cortesía del sello británico dedicado al tema Exótica Records, que contiene más de una curiosidad.

 

 

Hace poco continuaron con el Especial Amor (n1 2), cargado de sugerentes y divertidos textos, en este caso con un doble compacto en el que aparecen, entre otros, Vainica Doble, Killer Barbies, Club 8, Sergio Makaroff, Joxe Ripiau, Tav Falco, Los Flechazos, Todos tus muertos, Willy Giménez…

 

Y no acaban ahí. El último especial se centra en los años 60, con un doble compacto con atención tanto a los grupos estatales como foráneos, y que inaugura una colección que va a repasar la historia del rock a través de sus cuatro décadas. ¿Quién da más?

 

Xavier Valiño

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *