LUCKY SOUL: A Coming Of Age

LUCKY SOUL: A Coming Of Age (Elefant)

 

 

La mayoría de edad, por anhelada, no significa que deje de ser un proceso duro, complejo y dificultoso. Eso debió pensar Andrew Laidlaw, cerebro compositivo del sexteto de Greenwich (Inglaterra), cuando al regresar a su ciudad después de dos intensos años de éxitos tras The Great Unwanted, tanto a nivel de crítica como de público, se encuentra sin nada dónde agarrarse. Viviendo en el estudio de la banda, donde tocaba el piano constantemente hasta bien entrada la madrugada, duchándose en la piscina municipal y concentrándose en crear un segundo álbum que, como él mismo reconoce, le llevó incluso a momentos de fugaz locura, se debate entre la confusión de sentimientos que semejantes contrastes le provocan.

 

Éste es el nacimiento de A Coming Of Age, el segundo álbum de Lucky Soul, un disco donde, abundando en la melodía, su habilidad con los arreglos y su facilidad para fabricar singles pegadizos instantáneos, añaden ese plus de complejidad en un álbum lleno de matices, aristas y canciones que hablan de melancolía y pérdida; algo así como la senda que marcaban aquellas sentencias agridulces que habitaban en el Pet Sounds, de sentimientos encontrados, de ese proceso de purificación que lleva de la oscuridad a la luz más absoluta.

 

Una luz que abruma en canciones como “Woah Billy!”, “White Russian Doll” o “Up In Flames”, la mejor manera de meterse de lleno al disco. Y un contraste con el intenso contraluz que desprenden composiciones como “Warm Water”, “Could Be I Don’t Belong Anywhere” o la propia “A Coming Of Age”. Pop, northern soul, los grupos de chicas de los 60… Todo está ahí para recordarlo y disfrutarlo.

 

 

{youtube}ukq8xcwKUPU{/youtube}

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *