ULTRASÓNICA ENTREVISTA CON NADADORA

Nadadora, el frío Norte

 

 

En menos de un año, dos discos publicados a través del sello independiente Jabalina Records nos muestran a una banda en estado de gracia, que con su último lanzamiento, Todo el frío del mundo, continúan entrelazando el universo de las melodías con el de las emociones. 

 

La historia de estos seis jóvenes gallegos se remonta al año 2002, en el que Sara (voz y teclados), Gonzalo (guitarra y voz), Iñaki (guitarra), Dani (batería y programación), Montxo (teclados) y Edu (bajo) comienzan a tocar juntos inspirados por los discos clásicos de The Velvet Underground y The Smiths y los trabajos de Mojave 3, The Delgados, y The Field Mice, representantes del sonido de la legendaria independiente británica Sarah Records en los últimos años de la década de los ochenta.

 

Impulsados por su participación en la fase final del Proyecto Demo 2004, concurso de maquetas auspiciado por la organización del FIB, publican en ese mismo año un mini elepé en el que recogen algunas de sus canciones publicadas anteriormente en distintas maquetas.

 

¿Cómo fue la recepción a vuestro primer mini-elepé?

          – En general, creo que muy buena. Nosotros estamos bastante satisfechos con el resultado y creo que el público lo acogió de forma entusiasta, cosechó muy buenas ventas para ser un mini elepé y la crítica también lo acogió de forma bastante positiva.

 

¿Qué os pareció que casi todo el mundo eligiera “12:51” como su canción favorita?

         – Bueno, creo que los singles siempre tendrán mejor aceptación que cualquier otra canción dentro de un repertorio, por lo menos en las primeras escuchas. Lo interesante de los discos es poder profundizar en ellos y que canciones que al principio pasaron desapercibidas se vayan haciendo un hueco entre tus favoritas.

 

¿De cuándo datan las canciones de este primer disco de larga duración?

         – Menos dos canciones que ya tienen un año o así, el resto son bastante recientes, de meses.

 

¿Había más material que se ha quedado fuera?

         – Sí, alguna canción se quedó por el camino. Es lo normal; no todas se estructuran en los ensayos de forma idónea, así que siempre hay algunas que se descartan.

 

¿Qué novedades podemos encontrarnos en este álbum con respecto al sonido del grupo en etapas anteriores?

         – Creo que la intención es distinta, tanto a nivel compositivo, de estructuras, de desarrollos… Hemos intentado ser mas personales, más meticulosos, un poco más oscuros. Creo que ésa es la principal novedad, pero claro, seguimos siendo nosotros, así que siempre habrá elementos comunes a todos nuestros trabajos.

 

Parece que hay intención de probar cosas nuevas en “Incendio #3”, ¿no?

         – Sí claro, es un poco lo que te contestaba anteriormente. Buscas avanzar y probar cosas nuevas, eso es lo interesante. En este caso, el cambio es evidente, aunque quizás un tanto sutil. Para mí es difícil de definir. Supongo que es una tarea más de la crítica y, sobre todo, del oyente de Nadadora el determinar si el cambio es apreciable y a mejor.

 

¿Y dónde creéis que está la continuidad con el anterior mini-elepé?

         – No buscamos ni pretendemos que exista necesariamente una continuidad; simplemente hicimos lo que queríamos hacer de la mejor manera que nos fue posible, pero seguimos siendo nosotros. Eso implica cierta continuidad, aunque, como te decía, existía cierta voluntad de cambio.

 

Vuestro nuevo disco se abre y se cierra con dos canciones muy cercanas al estilo un grupo que siempre mencionáis, Mojave 3. ¿Es así?

         – Es indudable que Mojave 3 son un gran referente para nosotros. Particularmente, nos gusta buscar esos momentos de melancolía en los desarrollos de las canciones, algo que también atañe a las letras.

 

¿Podemos hablar de una unidad entre las canciones de este disco?

          – ¿Te refieres a si existe cierto desarrollo conceptual? No, se puede interpretar como un viaje a través del frío, interpretando frío como le sugieran las letras a cada uno, pero no creo que exista ese desarrollo, por lo menos de forma consciente.

 

Seguís cumpliendo lo de incluir una canción cantada en gallego en cada disco. ¿Habéis considerado la posibilidad de hacer algo -como un single- sólo en gallego?

        – Sí, queremos seguir introduciendo canciones en gallego en nuestros discos, creemos que es una seña de identidad de Nadadora y que es muy interesante acercar el pop al idioma gallego. Una especie de desafío. Y sí existe una intención de hacer algo íntegro en gallego, pero no sé cuándo ni cómo.

 

Frente al hastío, ¿lo mejor es pensar en escaparse?

         – Claro. Si no, te ves consumido y te conviertes en algo que no quieres ser, y tu vida se vuelve gris y aburrida. Escaparse también implica buscar nuevas y mejores metas.

 

¿Os influyen más la realidad que la ficción -cine, literatura…-?

         No necesariamente, de hecho en las letras hay guiños a grandes obras de Huidobro, Paz, Ferrín, Celine…

 

¿Creéis que el lugar en el que vivís condiciona vuestra música?

         – Sin duda. Es un signo distintivo: el frío, el norte y la melancolía como refugio. Es muy gallego, y nos encanta utilizarlo.

 

¿Ha ganado el grupo en directo en el último año?

         – Sí, debido básicamente a los conciertos realizados. De hecho, con este disco tocaremos más que nunca por toda España, con lo que supongo que mejoraremos más todavía con la experiencia que aportan los directos. Madrid, Barcelona y Santiago serán los primeros sitios donde actuaremos, pero en septiembre y octubre tocaremos en Valencia, Zaragoza, Sevilla…

 

¿Cómo veis ahora la industria después de haber grabado y dado conciertos en todo el Estado?

         – Buff. Que no hay industria. Por lo menos a este nivel. Es muy difícil promocionarte y darte a conocer. El mundo independiente no es lo suficientemente grande como para competir con las multinacionales, así que sigues sin ganar dinero; todo es muy amateur, el circuito de salas restringido y tus discos difíciles de conseguir. Por otro lado, los discos siguen siendo caros (excepto que los compres directamente a los sellos o algo similar) y no se presagia nada bueno. Hay muchos grupos, pero no hay dinero para darles la oportunidad porque no se venden discos. Creo que se debería realizar un amplio debate sobre todo esto. Nosotros nos consideramos muy afortunados al haber podido editar con Jabalina.

 

¿Cuáles son los objetivos a medio y largo plazo del grupo?

         – Pues a medio plazo queremos promocionar el disco tocando por ahí, en todos los sitios en los que podamos y tengamos tiempo. Después descansaremos un tiempo para empezar a componer otra vez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *