YOUNG FRESH FELLOWS: I Don’t Think This Is

YOUNG FRESH FELLOWS: I Don’t Think This Is… (Distrolux-Munster)

 

El grupo más querido de Seattle, los Young Fresh Fellows, ha vuelto con I Don’t Think This Is… The Young Fresh Fellows, su primer disco largo desde 2001, y nada menos que 25 años después de la aparición de su primer álbum. The Fabulous Sounds of The Pacific Northwest. Producido por Robyn Hitchcock, el álbum parte de un montón de excelentes materias primas: pop psicodélico embriagador, reminiscencias del garage-punk de los 60 (no en vano son de la ciudad de los Sonics), pop-rock desenfadado, guiños a los mejores y más clásicos gigantes de la música británica (The Who, The Kinks, The Beatles…), pop setentero y algunos otros.

 

En esta ocasión los cuatro miembros de siempre, Scott McCaughey, Jim Sangster, Kurt Bloch, y Tad Hutchison, cuentan con las colaboraciones estelares del propio Robyn Hitchcock y de Peter Buck de REM que pone al servicio del grupo su Rickenbacker de 12 cuerdas.


Antes de que un puñado de chavales con camisas de cuadros y guitarras ruidosas inventase el grunge en la lluviosa esquina noroeste de Estados Unidos, los Young Fresh Fellows ya reinaban en su ciudad como el grupo más descacharrante y simpático de la efervescente escena del Pacífico. En plena explosión del grunge, ellos consiguieron sobrevivir al hecho de haber grabado un álbum con el productor Butch Vig en los diez días que éste tuvo entre la grabación de Nevermind de Nirvana y Gish de Smashing Pumpkins.


Y por si eso no fuese suficiente, más adelante consiguieron salir indemnes al hecho de que en 1994 uno de sus miembros, Scott McCaughey, dejase el ‘pueblo’ para, hasta el día de hoy, convertirse en ciudadano del mundo viajando en jet privados y en primera clase transoceánica para tocar delante de millones de personas como miembro de apoyo de REM en discos y giras.

Y aún ahora, en 2009, si preguntas a cualquier grupo de la vieja guardia de Seattle (de Nirvana a Pearl Jam pasando por Soundgarden o Mudhoney, Posies, Model Rockets o Presidents Of the USA), probablemente te dirán que los embajadores honoríficos musicales de la ciudad, y sus tipos favoritos, siguen siendo The Young Fresh Fellows.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *