Vampisoul Goes To Africa; Afrobeat Nirvana

VARIOS: Vampisoul Goes To Africa; Afrobeat Nirvana (Vampisoul/Munster)

 

En el 2007, el excelente sello Vampisoul inició una interesante serie de reediciones dedicadas a la música africana, centrándose en el periodo comprendido entre los 60 y los 80. Las primeras entregas fueron Afro Disco Beat, que recopilaba las grabaciones completas de Tony Allen entre 1975 y 1979, y Super Afro Soul, que recuperaba dos LPs editados por el nigeriano Orlando Julius en los 60.

 

Estas dos primeras referencias, afortunadamente, fueron sólo el comienzo, porque Vampisoul dio continuidad a esta necesaria iniciativa con posteriores reediciones, entre ellas Lagos Baby, del gran Fela Kuti, el artista africano por antonomasia y creador del afrobeat. Pero también se sumergió en la obra de músicos muy poco conocidos para los no iniciados en la música africana, proponiendo reediciones como Stars Soul Internacional, de Victor Olaiya & His All Stars, Highlife Time, un recopilatorio en el que aparece Opotopo, entre muchos otros, o Afro Psychedeliques, de Godwin Omobuwa, así como sendas antologías de la obra de Bola Johnson y Fred Fisher, todavía sin título en el momento en el que se publicó este recopilatorio.

 

Vampisoul Goes To Africa es el recopilatorio que sintetiza todas estas reediciones, el disco con el que, por un precio verdaderamente atractivo, pone al alcance de los interesados al menos un tema de cada uno de los artistas elegidos por el sello para representar la música africana entre los 60 y 80, que sigue siendo, incluso para los amantes de los sonidos negros, una gran incógnita.

 

Por supuesto, el grueso de la selección es afrobeat, la música más popular desde la óptica de los occidentales, la que más aceptación tiene en los clubes (aunque no tanto en los reproductores domésticos), pero no es el único estilo. De hecho, el principal interés de Vampisoul Goes To Africa es observar la variedad estilística de los artistas incluidos, comprobar que no toda la música africana suena igual; de hecho, el eclecticismo es una de sus principales características. En este sentido, lo más notorio es comprobar la gran influencia que ejerció la música estadounidense en estos artistas, pues, partiendo de ritmos tradicionales africanos, incorporan elementos del funk, del soul, del jazz o del r’n’b. Por ejemplo, aquí figura una espléndida versión de “My Girl” firmada por Orlando Julius & His Afrosounders.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *