THE RAVEONETTES

 The Raveonettes, los 50 en tono sepia

the raveonettes

En dos discos, los daneses The Raveonettes dejaron claro cómo se podía pasar el sonido de los años 50 por la lavadora sónica de The Jesus & Mary Chain. Ahora, por casualidades del destino, presentan su nuevo disco, Pretty In Black, sin atisbo de distorsión. Cuando parecen más apegados a aquella época, el grupo se encuentra más cerca de la electrónica, o al menos eso nos quiere hacer creer Sune Rose Wagner, uno de sus líderes del grupo junto a la rubia Sharin Foo.

 

El ruido y la distorsión han desaparecido en vuestro nuevo disco. ¿Fue algo natural llegar al nuevo sonido? ¿Es cierto que se debió a la falta de vuestro equipo habitual en el estudio al empezar a grabar las maquetas?

         – Fue algo completamente natural, aunque era algo que siempre quisimos hacer. Empezamos a grabar las versiones maqueta de las canciones en una escuálida habitación de Londres con una batería mínima y una guitarra eléctrica conectada directamente al amplificador, sin pedales de distorsión ni nada parecido.


Me gustaría saber si habéis tocado las canciones de vuestros discos anteriores de esta forma antes de entrar a grabar Pretty In Black.

         – Bueno, lo más parecido a esto que hemos hecho con anterioridad fueron algunos conciertos semi-eléctricos que hemos ido dando a lo largo de estos últimos años.


¿Qué pasó con las reglas que os imponíais antes? Parecían el Dogma, pero en música.

         – Era algo que disfrutamos durante un tiempo, pero queríamos intentar hacer algo diferente en esta ocasión. Supongo que, en un momento u otro, volveremos a aquello.


Se pueden atisbar similitudes en vuestras canciones con The Everly Brothers, Ricky Nelson, The Ronettes… ¿Algún otro homenaje que no os importe descubrir?

         – Empezaría citando a gente tan importante para nosotros como Ritchie Valens, Primal Scream, The Cookies, Santo & Johnny, Eddie Cochran…


Da la impresión de que tomáis una canción y, tras cambiarle algunas cosas, hacéis vuestra propia versión. ¿Alguna vez habéis seguido este proceso?

– Nos gusta inspirarnos y rendir tributo a nuestros héroes. Nunca olvidaremos la razón por la que llegamos a la música en primer lugar.


Intentáis recrear el sonido de los 50 y los 60. ¿Son las épocas de la música que más os gustan?

         – En realidad, estamos intentando apartarnos de ese sonido puro de los 50, incorporando elementos electrónicos en nuestra música, como en “Twilight” o “Seductress Of Bums”. Creo que utilizaremos sonidos electrónicos incluso más en un futuro próximo.

 

Tengo entendido que os gusta la música electrónica y el hip-hop. ¿Cómo os influye?

         – Desde luego que los utilizaremos en nuestros discos. Me gustaría convertirme en uno de los grandes productores del hip-hop o, por ejemplo, en un productor o programador de música electrónica.

Sin embargo, los textos son más oscuros ahora. ¿Se debe a los tiempos que corren o es que tienen que ser diferentes por todos los grandes textos que ha habido en el rock desde entonces?

         – En nuestra opinión, la música y los textos deben ser ambiguos de alguna forma. Lo mejor son los textos oscuros y dulces al mismo tiempo, o viceversa.


¿Cuán difícil ha sido conseguir el sueño de ser una banda de rock con éxito viniendo de Dinamarca? ¿Hubiera sido más fácil en vuestro país?

         – No ha sido muy complicado, y seguramente no hubiese sido más fácil en nuestro país. En nuestros inicios, ya dejamos claro que éramos algo especial. Simplemente, fuimos a por aquello en lo que creíamos de verdad.


¿Cómo han afectado los cambios en vuestra formación al sonido de vuestros conciertos?

         – Pasamos de cuarteto a quinteto y, más adelante, volvimos a ser un cuarteto sin nuestro guitarrista habitual. Creo que le ha dado al grupo un elemento de frescura y excitación que no habíamos sentido con anterioridad.


¿Qué recuerdos tenéis de vuestra participación en los festivales Primavera Sound y Benicassim?

         – Tenemos muy buenos recuerdos de ambos festivales. Nos gusta mucho tocar en festivales, y esos dos en concreto fueron de los mejores.


¿Cuáles han sido vuestros mejores y peores conciertos?

         – En este momento, hemos finalizado una gira con Depeche Mode por los Estados Unidos y tengo que decir que han sido, probablemente, nuestros mejores conciertos hasta ahora. Por desgracia, hemos hecho conciertos terribles, tantos que no sabría ni por dónde empezar.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *