The Pains of Being Pure at Heart LIVE

The Pains of Being Pure at Heart, mejor en corto

 

 

Poco antes de editar su segundo y muy esperado disco, The Pains of Being Pure at Heart llegan a España para cuatro conciertos alejados de las citas habituales en Madrid y Barcelona. Anoche se estrenaron en Santiago de Compostela, hoy están en Toledo, mañana en Murcia y al día siguiente en San Sebastián.

 

 


Sin teloneros y sin formar parte de la programación de grandes festivales. Así se presentan en una gira de cuatro fechas los neoyorquinos por la Península. Y en su condición de únicos artistas del cartel, el grupo se encuentra cara a cara con sus seguidores y nadie más. En su primera fecha, eran precisamente éstos quienes desde las primeras filas les gritaban constantemente: “¡Queremos escuchar más canciones del segundo disco! ¡Más del nuevo álbum!”


Puede que no haya nada más sintomático de lo que ha sido hasta ahora su trayectoria, su discografía y, también, el concierto de la Sala Capitol. Encumbrados desde su aparición en el 2007 por aquellos que devoraban al mismo tiempo sus principales referencias, The Pains of Being Pure at Heart han rodado ya mucho su primer disco, lo han dejado escuchar durante muchos meses, y ahora hay hambre de más.


Hay ganas de saber si seguirán sin distanciarse de sus influencias, algo que hasta ahora no parecían necesitar, ya que se les veía -y todavía se les ve- muy cómodos con ellas, viviéndolas sin reparos. Belong está a la vuelta de la esquina -probablemente será editado en febrero- y empiezan a adelantar dos canciones que puede que estén ahí: “Heaven’s Gonna Happen Now” y “Heart In Your Heartbeat”, su nuevo single que, en sus propias palabras, es su intento de sonar como The Srokes.


Estaría bien que abriesen algo más su sonido, como parecen indicar esas declaraciones, aunque también sería mejor que intentasen ser algo más personales. Por ahora, sus conciertos reproducen gran parte de su debut y temas de sus EP’s con esa guitarra fuzz que suena desde el inicio atacando “This Love Is Fucking Right!”, un tema que bien podría ser la segunda parte de “This Love Is Not Wrong” de The Field Mice.

 


Además del bis en solitario de Berman en “Contender”, el resto energético en “Come Saturday” o “Stay Alive” y con momentos álgidos en “Young Adult Friction” o “Teenager In Love”, sigue conduciendo, hoy igual que hace tres años, por los primeros My Bloody Valentine, por The Jesus & Mary Chain, por las melodías del twee pop… Igualmente, siguen manteniendo esa timidez e inocencia de la primera vez que se presentaron en España, con unas voces que a partir de la cuarta canción suenan más anémicas -no es ése precisamente el fuerte de Kip Berman, aunque sus canciones serían otra cosa de no ser así-, pero que se mantienen por un ritmo casi imparable.


Además, se agradece el buen sonido de la Sala Capitol, a diferencia de otros conciertos suyos no tan lejanos, aunque los teclados y la voz de Peggy Wang-East quedasen un tanto sepultados desde la mesa de mezclas. Aquel debut suyo en el Primavera Sound de hace año y medio fue contundente e impactante, en escasa media hora. Por el contrario, la hora y cuarto de conciertos como el de Santiago hacen esa sensación menos efectiva e intensa, más uniforme. Puede que con Belong llegue el remedio. Veremos.


(Santiago de Compostela. 18 de noviembre. Público: 200 espectadores Promotor: Heineken Music Selector)

 

(Ver más fotos)


 {youtube}8C_2TzwQpJA{/youtube}

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *