LULA

Lula, sangre caliente

 

El mundo está temblando es el segundo disco de Lula, el trío de Castellón liderado por Patrizia Escoin (ex Romeos). Al igual que en Zapatos nuevos (Lucinda Records, 2006), presentan una  colección de canciones escritas con el referente del pop brioso y aguerrido, de pulso nuevaolero y power-pop, en canciones de apenas dos minutos. En este nuevo álbum se pasean de la mano la melancolía y el descaro punk, las venganzas emocionales y los amores callejeros, Dee Dee Ramone y Marilyn Monroe, Bonnie y Clyde, el cine de Cronenberg y la inocencia de Lio. Al habla con Patricia.

 

Para empezar, ¿cómo se tomó la gente la aparición de Lula? ¿Conseguisteis marcar distancias con vuestros proyectos anteriores, por ejemplo Los Romeos?

         – Tuvimos una muy buena acogida por la gente y por los medios. Marcamos distancias, sí, ya que son proyectos distintos, gente distinta, distinto momento. Al principio la gente esperaba que hiciéramos versiones de los Romeos y nos las pedían. Pero nunca hemos tocado esas canciones con Lula porque son proyectos diferentes, y el público lo ha comprendido. Ahora en los conciertos nos piden sus canciones favoritas de Lula, y eso me hace sentir orgullosa, aunque nunca he renegado de mi pasado. Muy al principio algún fan de entonces nos pidió que tocásemos alguna de aquellas canciones, pero nunca lo hicimos.

 

¿Contentos de la repercusión que tuvo el primer álbum?

– Sí, muchísimo. Hemos tocado mucho. Ha sido como empezar de nuevo en esto de la música y estoy muy contenta de la repercusión que tuvo nuestro primer disco.

 

¿Qué se pretendía hacer con el segundo disco?

– El segundo es una continuación del primero. Teníamos canciones nuevas que necesitábamos grabar. Y, como no hemos parado de tocar, muchos de los temas del segundo álbum ya estaban trabajados en directo. Queremos demostrar que tenemos mucho que ofrecer.

 

En este disco hay más referencias ramonianas en el sonido y en cortes como “Johnnie Walker”, “Fan fatal” o el título “Dee Dee y Marilyn”, ¿no? ¿Era casi obligado?

– No, en absoluto. Pero salieron canciones con esa línea y nos pareció interesante. El sonido de Lula tiene referencias ramonianas, pero no son las únicas.

 

El álbum está dedicado a Pedro López, bajista y compositor de Los Romeos fallecido recientemente. Es todo un detalle.

– Pedro fue muy, muy importante en mi vida. Casi todo lo que sé musicalmente me lo enseño él, además de ser mi pareja durante dieciséis años… No es un detalle, era algo vital.

 

En “Crash” hay un homenaje a Cronenberg. ¿Os gusta su cine?

– Realmente me gustó la película y me pareció interesante hacer una letra sobre esa historia. Lo tenía pensado desde hace tiempo, pero hasta ahora no había dado forma a la canción. No soy especialmente cinéfila, pero esa película en concreto me impactó…

 

¿Algún otro director en el que coincidáis los tres?

– Spike Lee.

 

Sorprende la versión de Lio. ¿Os gustaba?

– Sí, siempre me ha gustado esa canción, tengo el disco original en casa. No solemos hacer muchas versiones y mucho menos grabarlas, pero nos pidieron hacer una para un programa de televisión y nos gustó tanto el resultado que decidimos meterla en el disco. Creo que la hemos llevado a nuestro terreno y ha quedado chula.

 

¿Alguna otra versión que hagáis en directo o que tengáis previsto hacer?

– En alguna ocasión especial hemos tocado “You’re So Vain” de Carly Simon e “Into Your Arms” de Lemonheads, pero últimamente no estamos haciendo versiones en directo.

 

A estas alturas lo que os gusta está claro, ¿no?

– Sí, tenemos claro lo que queremos, aunque lo bueno es que nunca se sabe que dirección tomarás.

 

¿Algún descubrimiento musical reciente?

– The Like y Carlos Cros y los 400 Golpes.

 

¿Es posible que algún día Lula sorprenda radicalmente haciendo algo distinto?

– Es posible e imposible. De momento estamos cómodos haciendo lo que hacemos.

 

¿Sorprende a la gente vuestro directo o se encuentran más o menos con lo que se esperan?

– Normalmente nos dicen que somos más cañeros y que en directo suena más potente.

 

¿Nos podéis contar la mejor anécdota que os haya pasado?

– Íbamos a tocar en un pueblo donde también había una especie de feria y, al llegar, nos confundieron con unos arqueros que estaban esperando para un espectáculo medieval… ¡Fue divertido!

Xavier Valiño

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *