LED ZEPPELIN, DE LA A A LA ZEP (IV)

Led Zeppelin, de la A a la Zep

led-zeppelin

¡Y pensar que por poco se llaman Los Nuevos Yardbirds! No hubiera sido una buena idea, ya que hay algo en el nombre de Led Zeppelin que indicaba que iban a ser grandes, muy grandes: “Enormes, masivos, pesados, con todas las armas a su disposición para dominar sin piedad el mundo con su poderío, su indecencia y su inmensidad”. Treinta y cinco años después de su separación los recordamos en un abecedario zeppeliano en cuatro entregas para iniciarse… y para iniciados. Hoy, la cuarta y última entrega.

T de The Honeydrippers

De todas las distintas formaciones que integraron o crearon los tres miembros supervivientes de Led Zeppelin tras su disolución en 1980, esta es, sin duda, la más curiosa. Robert Plant, que era el que más ganas tenía de lanzarse en solitario, compareció el 9 de marzo de 1981 con un grupo de músicos de blues locales bajo en el nombre de The Honeydrippers en un pub de Stourbridge, Inglaterra. Allí tocó una serie de canciones blues en las que no hubo sitio para temas de Led Zeppelin, salvo una versión del “Bring It On Home” de Sonny Boy Williamson que ya hacía en el segundo álbum de su anterior banda. El contraste con su última actuación en suelo británico en el Festival de Knebworth no podía haber sido más grande.

Después de algunos conciertos más en pequeños locales sin previo aviso, Plant se olvidó de The Honeydrippers y grabó sus dos primeros discos en solitario. No obstante, antes del tercero recuperó la marca pero con otros músicos más conocidos: además de Jimmy Page, estaba también el antiguo compañero de este último en The Yardbirds Jeff Beck, Nile Rodgers (Chic) o Brian Setzer (Stray Cats). Solo dieron una actuación en el programa de televisión Saturday Night Live, en el que tocaron dos canciones, y editaron un único disco el 12 de noviembre de 1984, un EP formado por cinco versiones de blues y soul de los años 50, de autores como Doc Pomus, Ray Charles, Phil Spector o Roy Brown. “Sea of Love”, inicialmente una balada pensada para la cara B, fue un éxito en los EE.UU. Pensando que el público lo tomaría por un crooner, y no por el cantante de rock que él entendía que era y había sido, Plant nunca revivió a esta singular formación.

U de Uniones tras la disolución

22-led-zeppelin-reunion

 

1) Live Aid, 13 de julio 1985 (Estadio de John F. Kennedy, Filadelfia, Pennsylvania). Fue el primer concierto en el que aparecieron juntos los tres miembros vivos de Led Zeppelin en una transmisión en directo por televisión para todo el mundo. Interpretaron tres canciones en medio de bastante caos debido, sobre todo, a la falta de ensayos con los dos bateristas, Phil Collins y Tony Franklin.

2) 40 Aniversario del sello Atlantic, 14 de mayo de 1988 (Madison Square Garden, Nueva York). En esta ocasión tocaron cinco temas y contaron ya con el hijo de John Bonham, Jason, a la batería, aunque todavía le faltaba compenetración con el resto de la banda. Plant se olvidó alguna estrofa de un par de canciones y Page del solo de “Heartbreaker”.

3) Cumpleaños de Carmen Plant, hija de Robert, 21 de noviembre de 1989 (Hen & Chickens, West Midlands). En esta ocasión los tres miembros supervivientes se juntan con Chris Blackwell (capo del sello Island) en la batería para celebrar los 21 años de la hija del cantante de Led Zeppelin. Se desconoce cuál fue el repertorio, aunque se ha filtrado que al menos tocaron “Trampled Under Foot”, “Misty Mountain Hop” y “Rock and Roll”.

4) Boda de Jason Bonham, 28 de abril de 1990 (Hotel Heath, Bewdley, Worcestershire). De nuevo, y al igual que en las dos reuniones posteriores, es ya Jason Bonham quien está detrás de la batería. De hecho, se trataba de su boda. Tampoco se ha especificado qué temas hicieron, aunque alguno de los invitados filtró que sonaron, entre otras, “Bring It on Home”, “Rock and Roll”, “Sick Again”, “Custard Pie” o “It’ll Be Me”.

5) Inclusión en el Rock ‘N’ Roll Hall of Fame, 12 de enero de 1995 (Hotel Waldorf Astoria, Nueva York). Su entrada en este Museo radicado en Ohio les llevó a hacer varias canciones en las que por fin sonaron como un grupo compacto, contando con la colaboración de Steven Tyler y Joe Perry (Aerosmith), así como Neil Young. Fue la primera vez que tocaron en directo “For Your Love” de In Through the Out Door.

6) Homenaje a Ahmet Ertegun, 10 de diciembre de 2007 (O2 Arena, Londres). Desde 1980 este ha sido el primer, único y –probable- último concierto completo y con entradas a la venta… aunque del más de un millón de solicitantes, solo pudieron asistir 20.000 tras el correspondiente sorteo. Interpretaron 16 canciones en 130 minutos, con el grupo recuperando lo mejor de su pasado. En 2012 se editó como álbum y DVD bajo el título de Celebration Day.

V de versiones

De todas las versiones que se han hecho de temas de Led Zeppelin, escogemos diez (más un bonus track que puede gustar más o menos pero que resulta, cuando menos, sorprendente):

– Tori Amos: Thank You

– Jeff Buckley: Night Flight

– C.C.S.: Whole Lotta Love

– Otis Clay: Since I’ve Been Loving You

– Bettye LaVette: All My Love

– Jerry Lee Lewis: Rock and Roll

– Rodrigo y Gabriela: Stairway to Heaven

– Sly & Robbie: D’yer Mak’er

– Tina Turner: Whole Lotta Love

– M. Ward: Bron-Yr-Aur

Bonus Track: Maná: Tonto en la lluvia

 

 

W de Whole Lotta Love

“Whole Lotta Love”, canción emblemática donde las haya, abría su segundo álbum, Led Zeppelin II. En ella, Page tocó el riff introductorio que ya había practicado en su casa con una Les Paul Standard y un amplificador Vox Super Beatle. Fue grabado en varios estudios de Nueva York y Los Ángeles durante una gira de conciertos de los Estados Unidos, y mezclado por Jimmy Page en los estudios Olympic de Londres. A la canción se le añadieron unos famosos gemidos a cargo de Robert Plant, además de efectos con el theremin creados por Jimmy Page y el ingeniero de sonido Eddie Kramer y un solo de batería por John Bonham. Como curiosidad, ese era el tema que Jeff Buckley cantaba el 29 de mayo de 1997 cuando se metió en el río Misisipi y no volvió a salir, muriendo ahogado.

Una vez más, la canción no parte de la nada. En 1962 Willie Dixon compuso el tema “You Need Love” que se publicó en la versión de Muddy Waters. Posteriormente, en 1966 la banda británica Small Faces grabó ese mismo tema bajo el título de “You Need Loving”. Parte de la melodía y letra de “Whole Lotta Love” fueron sacadas de la canción de Willie Dixon, a los que Plant añadió también citas de otras canciones que Dixon había compuesto para Howlin’ Wolf como “Shake for Me” y “Backdoor Man”, aunque su forma al cantar se asemeja más al de Steve Marriott, cantante de The Small Faces.  Los parecidos entre “You Need Love” y “Whole Lotta Love” llevaron a la interposición de una demanda que acabó en un acuerdo extrajudicial por el que desde 1985 se reconoce la autoría de Dixon y se le incluye en los créditos de la canción. Curiosamente, The Small Faces nunca fueron demandados por Dixon, con lo que, a día de hoy, “You Need Loving” sólo acredita Ronnie Lane y Steve Marriott como autores de la misma.

Robert Plant, que era un acérrimo fanático de los cantantes de blues y soul, solía citar canciones suyas especialmente durante las interpretaciones en directo de sus temas. La práctica de tomar prestadas letras de otros cantantes era común entre los cantantes de blues de esa década. En declaraciones a la revista Musician en junio de 1990, Robert Plant lo expresó claramente: “El riff era el de Page. Estaba ahí antes que nada. Yo pensé, “bueno, y ¿qué canto?”. Eso era un pequeño ‘robo’ ahora finalmente recompensado. Por aquel entonces, había muchas conversaciones sobre qué hacer y se decidió que la canción se había editado hacía tanto tiempo (7 años, de hecho), que… bueno, sólo te pillan cuando tienes éxito. Así es el juego”.

 

 

X de eXcesos

25-excesos

Son muchas las historias de excesos que se cuentan de Led Zeppelin… y casi todas auténticas, aunque cueste creerlas y el tiempo las haya revestido con detalles que puede que no coincidan exactamente con lo sucedido. Como ejemplo, aquella mañana que en la recepción del hotel Hyatt de Los Ángeles el mánager Peter Grant se encontraba pagando, como ya iba siendo costumbre, por una docena de televisores destrozados. “¿Sabe?”, le dijo el recepcionista, “siempre he querido tirar una televisión por la ventana”. Grant puso un fajo más de billetes encima de la mesa y le dijo: “Aquí tienes, hijo, destroza uno a nuestra cuenta”.

Podríamos citar muchas otras: las dos groupies metidas en una bañera persuadidas por Page con cuatro pulpos proporcionados por el promotor californiano Barry Imhoff, lo que para ellas fue “como tener un vibrador de ocho brazos”; la mesa de billar lanzada desde el onceavo piso de un hotel en Los Ángeles; la noche que John Bonham y el mánager de la gira Richard Cole arrasaron una habitación del Hotel Hilton de Tokyo con dos sables recién comprados, lo que motivó que al grupo les fuese prohibida la entrada en cualquier establecimiento de la cadena de por vida; o la carrera de motos por los pasillos del Continental Hyatt House de Hollywood de Jimmy Page y otros miembros del equipo que llevó a John Paul Jones a pedir que su habitación estuviese siempre un par de pisos por encima del resto de sus compañeros.

Pero tal vez la historia de excesos más famosa del rock sea el encuentro entre un pequeño tiburón y una groupie. Aunque se haya exagerado algo, por cuanto no era tal el pez ni todo el grupo participó, por lo demás es cierto. En 1969, Led Zeppelin se encontraban alojados en el hotel Edgewater Inn de Seattle, famoso entre los grupos de rock porque se podía pescar desde sus ventanas. La legendaria orgía, filmada por Mark Stein (de Vanilla Funge), y con la presencia de Richard Cole y John Bonham, tuvo como participantes a una pelirroja atada a la cama de la habitación por petición propia, y, cómo no, a un pequeño pez que dejó más que satisfecha a la joven.

Y de JimmY Page

James Patrick Page Jr., nacido el 8 de enero de 1944 en Heston, Middlesex, se interesó a una edad temprana por el naciente rock, pero en su caso le llamó la atención el guitarrista de Elvis Presley, Scotty Moore. A los 12 empezó a asistir a clases de guitarra aunque lo dejó pronto para aprender por su cuenta, y a los 13 ya aparecía por vez primera en un programa de televisión como componente de un cuarteto de skiffle. Cuatro años después ya era un guitarrista profesional en la banda The Crusaders. Al mismo tiempo, entraba en la Facultad de Arte, que abandonaba de nuevo poco después para tocar con otras bandas. Sin embargo, al ser reclamado como músico de estudio, dejó la carretera de lado y se centró en las lucrativas sesiones para las que era reclamado, antes de entrar en The Yardbirds para acabar siendo su principal motor.

Page también fue quien puso en marcha la nueva encarnación que acabaría llamándose Led Zeppelin y quien compuso sus primeras canciones. Su sonido le debe mucho a la contribución de Page como productor y músico experimentado. Sin embargo, no contagió al resto de la banda de su interés por el ocultismo, a pesar de que sí lo hizo ver en símbolos, portadas y su imagen pública en las actuaciones. Tras la desaparición del cuarteto ha compartido varios proyectos con Robert Plant, con otros músicos (Roy Harper, David Coverdale, The Firm), ha grabado sus propios discos y ha compuesto un par de bandas sonoras, aunque siempre ha sido quien más ligado a seguido al legado de Led Zeppelin, encargándose de supervisar las reediciones. Si por él fuera, el grupo volvería a hacer una nueva gira, algo que Plant no comparte.

Z de Zoso (una de las cuatro runas)

27-runas

En sentido estricto, el cuarto álbum de la banda no se llama Led Zeppelin IV. Al igual que el doble álbum blanco de The Beatles, la intención del grupo es que no llevase título. La única referencia que portaba eran cuatro runas o jeroglíficos que aparecían tanto en la etiqueta o galleta del vinilo como en el lomo de su cubierta. Según aseguró Plant es su momento, Four Symbols (Cuatro símbolos) era como la banda denominaba a aquel álbum.

La idea vino de Jimmy Page, quien ofreció al resto del cuarteto buscar una imagen que les representase sacada del Libro de los símbolos del tipógrafo alemán Rudolph Koch. John Paul Jones eligió un círculo con tres semicírculos incrustados porque le recordaba a un tatuaje de su antigua pareja y porque le parecía que retrataba a una persona diestra y competente, apta y siempre dispuesta a superarse. En el libro el signo se usaba para exorcizar los espíritus malignos. En cuanto a John Bonham, este se decidió por una simple superposición de tres anillos que parece una versión simplificada del logotipo de los Juegos Olímpicos. Para él tenía que ver con “la trinidad de hombre, mujer y niño y el apoyo principal de las creencias de la gente”, aunque el libro le daba otra interpretación: “Cada círculo tiene su propio centro, por lo cual están completos en sí mismos; al mismo tiempo, cada uno tiene una gran porción en común con los demás círculos, aunque solo la parte central está cubierta por los tres círculos. En esa porción hay un nuevo centro que es el corazón verdadero de la figura”.

Por su parte, Robert Plant y Jimmy Page hicieron que les diseñaran una runa expresamente para ellos. En el caso de Plant optó por una pluma dentro de un círculo, dando a conocer dos versiones de su diseño. La primera dice que su símbolo representa la valentía. “La pluma es un símbolo en el que se han basado todo tipo de filosofías, y tiene una herencia interesante. Por ejemplo, significa valentía en muchas tribus. Quiero contar la verdad. Sin tonterías. Eso es lo que significa la pluma en el círculo”. La segunda tendría que ver con una civilización muy antigua que supuestamente existió en un continente perdido entre China y México perdido hace más de 15000 años y conocido como “MU”.

El más misterioso y menos explicado es el de Jimmy Page. Aunque a primera vista se puede leer ZoSo, el guitarrista insistió en que nunca tuvo la intención de que se pareciese a una palabra. Entre otras teorías, se ha especulado con que se trata de una referencia a la obra del ocultista y autoproclamado ‘brujo’ Austin Osman Spare, quien comenzó un culto misterioso llamado Zos y diseñó una serie de símbolos mágicos o ‘sellos’, con los que casi seguro Page estaba familiarizado. Sin embargo, él no lo ha aclarado. “Se trata solo de un garabato. Aunque se parece más a la escritura que los otros tres, no era la intención”, afirmó en una ocasión. Pero no cabe duda de que algún significado tiene, ya que en una única ocasión rompió su silencio y dio una pista: todo lo que dijo fue “Thursday” (Jueves). Solo él sabe qué diantres quiso decir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *