La segunda mujer

La segunda mujer (Karma) 

 

 

 

 

 

Umut Dag, de ascendencia kurda, fue alumno de Michael Haneke en la Escuela de Cine de Viena. Por suerte para todos, porque Haneke no hay más que uno, Dag adopta en su primera película una mirada mucho más humanista respecto a sus personajes, de tal forma que se acaban comprendiendo las razones de todos ellos y complicando el tomar partido por alguno.

 

 

 

Tras acontecimientos marcan el guión. En una primera parte, más centrada por lo que sucede entre paredes, la boda es el punto de partida. Pronto se descubre que la mujer que deja Turquía por Viena tras una aparentemente feliz boda con un joven, realmente se convierte en la segunda mujer de su padre. La poligamia de las mujeres orientales en países occidentales solo es un dato más, no la razón del film, algo que puede chocar al principio pero que pronto se asume.

 

 

Un acontecimiento imprevisto -y distinto al que se podría sospechar en un principio- marca una segunda parte más volcada en el mundo exterior, hasta llegar a un clímax en el que todas las actitudes mantenidas hasta entonces serán reevaluadas. Es en esos espacios cerrados, en el ambiente familiar propicio a todo tipo de conductas, donde mejor se desenvuelve el film, empezando por la relación perfectamente trenzada entre las dos mujeres unidas al casarse con el mismo hombre.

 

 

{youtube}dZyJHQc9qHo{/youtube}

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *