Kon-Tiki

Kon-Tiki (A Contracorriente)

“Los océanos no son fronteras, sino autopistas”. En 1947, harto de que nadie le creyese ni le respaldase, el noruego Thor Heyerdahl partió de Perú hacia Polinesia para probar que 1.500 años antes los peruanos habían llegado allí a través del océano, y no los asiáticos. Marchó con otros cinco hombres, de los que solo uno tenía experiencia como navegante, en una balsa de troncos de madera. Él ni siquiera sabía nadar.

 

101 días después, tras más de 7.000 km, llegó a las Islas de los Mares del Sur, en lo que fue una de las grandes aventuras del siglo pasado. Lo amortizó con un libro traducido a 70 idiomas que han leído más de 50 millones de personas y con el documental que rodó que se llevó el Óscar en 1950.

 

Más de 60 años después, otro equipo noruego casi consigue el segundo Óscar para su país rememorando en ficción de aquella epopeya. La mayor superproducción nórdica de la historia recrea con imágenes visualmente impecables aquella travesía, en la que tormentas, ballenas, tiburones y otros elementos a punto estuvieron de llevar a pique la empresa. El tratamiento del drama entre los personajes no está a la misma altura de sus imágenes acuáticas, pero han logrado recrear la aventura con tino y al margen de Hollywood.

 

{youtube}icc6goYWS2A{/youtube}

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *