FRANK OCEAN

LOS MEJORES DISCOS INTERNACIONALES DE 2012

 

Frank Ocean: Channel Orange (Def Jam)

 

 


Hay un punto intermedio entre el soul clásico de Otis, Curtis o Marvin y el R&B actual de todas esas divas de hoy que pocos se ocupan de transitar. Se me ocurren Maxwell, Erykah Badu, D’Angelo… Añadámosle ahora desde Nueva Orleans a Frank Ocean, quien, a sus 24 años, tras entregas en descarga libre, edita su primer disco, un álbum que se evoca a Stevie Wonder (“Sweet Life”), The Roots (“Crack Rock”), D’Angelo (“Thinkin Bout You”), Prince (“Lost”) e incluso Rufus Wainwright o Jeff Buckley (“Bad Religion”) o el piano de Elton John de “Benny & the Jets” (en “Super Rich Kids”).

 

 

Puede que no tenga la versatilidad vocal de algunos de los grandes, pero se preocupa más por la sustancia que por el estilo, por lo que está en la calle (“Bad Religion” revisa la eterna guerra entre sexo y religión tan habitual en aquellos clásicos) que por los jets privados. Habla de dinero, drogas y sexo, sí, pero entiende el álbum (17 canciones en 55’) como una unidad donde caben los hogares abandonados, los amores perdidos, las adicciones.

 


“Pyramids”, con sus 10 minutos, es la cima de esta cumbre del R&B de ahora: ese relato en tres canciones unidas que pasa del antiguo Egipto a una stripper de hoy que trabaja delante de un  hombre paralítico no la podría firmar cualquiera. Es la historia de una persona joven y confundida en busca de una salida. La historia del soul.


{youtube}G72vxBfK2Z8{/youtube}

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *