DAILY PLANET

Daily Planet, un día de fiesta

 

No sé muy bien cuál es la razón, pero desde las brumas del Cantábrico me parece que los sonidos de Daily Planet los entendemos mucho mejor. No hizo falta conocer a los componentes de la banda, ni saber que sello discográfico los respaldaba. Todo eso vendría después. Bastó con escuchar una de sus pequeñas joyas, Vacaciones en Roma, editada en el 92, para saber que eran desde entonces uno de nuestros secretos favoritos.

 

Claro que después supimos que detrás de tan bello nombre estaba Ibon Errazkin, el mismo que impulsaba las riendas de Le Mans y que más adelante coquetearía con la música de baile, al menos en una experiencia conocida, Instrumental. Que con él estaban uno de sus compañeros en Le Mans, Gorka Ochoa, y dos amigos de La Buena Vida, Borja Sánchez y Pedro San Martín.

 

Pero lo mejor fue seguirles el rastro en sus discos. Aquel encantador E.P. del 92 y el que le siguió un año después, que se abría con “Rollerball”, además del 10″ Calypso. Romance es su último regalo, quince canciones forjadas a base de increíbles juegos de guitarra y algunos delicados arreglos de cuerda, en los que es posible respirar el silencio. Puede que lo considere una aventura para los ratos libres y puede que éste sea su última entrega -hay más de un detalle que nos lo hace creer así-. Por si a alguien relacionado con el grupo le llegara el mensaje, que se lo piense otra vez: en la niebla del Cantábrico algunos podemos quedar desamparados para siempre.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *